¿Es el dinero la clave de la felicidad? Salario emocional

Como mencionamos, la salud mental es uno de los temas que están a la orden del día y llega de la mano de los Recursos Humanos a las empresas con un concepto conocido como “salario emocional”. Hace años, los trabajadores y trabajadoras se conformaban con un buen salario, ahora, mucha gente prefiere el bienestar y otros beneficios personales.

Salud mental en el trabajo

Es fundamental cuidar la salud mental de las personas que trabajan para tu empresa. Nuestro lugar de trabajo es el lugar donde pasamos de media 8 horas al día, por lo que el hecho de cómo nos encontremos y comportemos ahí es prioritario. Lo que nos ocurre en el trabajo puede afectar a nuestra vida personal y a nuestro bienestar, además de al funcionamiento de la organización.

¿Cómo afecta a las organizaciones?

Algo que no se ha tenido demasiado en cuenta hasta ahora, y que deberías saber si quieres mejorar la productividad de tu empresa, es que cómo se encuentran los trabajadores y trabajadoras en su puesto de trabajo, las relaciones que tienen entre ellos/as como con sus superiores/as y todos estos aspectos, influirán de manera directa y significativa en el funcionamiento de tu empresa.

Que las personas que trabajan para ti estén descontentas o incluso padezcan de «Burnout» (síndrome de desgaste profesional) afectará al funcionamiento de tu empresa de manera directa. Algunos aspectos en los que más influirá:

1. Productividad: puede afectar a la concentración de la persona y a cómo esta realiza su trabajo, además de que la falta de ganas afectará de manera directa al rendimiento de la organización.

2. Ambiente laboral: un ambiente laboral inadecuado es inconcebible para el buen funcionamiento de una empresa. Es importante tener un buen equipo de trabajo, con compañeros y compañeras que se apoyen y ayuden.

3. Absentismo: la situación provoca que los empleados y las empleadas lleguen a unos niveles de malestar que da la sensación de no ser capaces de acudir al trabajo ya que agravará ese estado de estrés.

4. Rotación de personal: esto es algo negativo para la empresa. Tener unos valores elevados de rotación, puede dejar entrever que las condiciones en la empresa no son las mejores (ya que todos/as buscan nuevas oportunidades), lo que influye en su employer branding.

5. Employer branding: un trabajador/a en esta situación no hablará bien de la empresa en la que trabaja. Hará una mala publicidad y desaprovecharemos esa oportunidad de «publicidad gratuita» que es una persona que trabaja contenta.

Salario emocional

De aquí surge lo que ahora conocemos como “salario emocional”, que se ha puesto en el centro de la estrategia de los departamentos de Recursos Humanos. Este se trata de beneficios que ofrecen las organizaciones a sus empleados/as a favor de su calidad de vida y, de esta manera, bienestar emocional. Por ejemplo:

  • Flexibilidad de horarios
  • Constante formación
  • Opción de teletrabajo
  • Adecuamiento del espacio de trabajo
  • Poner la asistencia psicológica al alcance de los trabajadores y trabajadoras

Es importante que las empresas ayuden a sus empleados complementar su vida personal y profesional mediante horarios flexibles, la posibilidad de teletrabajar, posibilidad de asistencia para cuidar menores tanto como mayores y vacaciones y tiempo libre.

También será positivo que la organización realice campañas de sensibilización en torno al tema de la salud mental y la importancia de un buen ambiente en el puesto de trabajo. Ya sean charlas, talleres u otros eventos, es importante concienciar a la plantilla sobre los riesgos de ciertas actitudes. Para, de esta manera, fomentar un ambiente positivo en la oficina, diversidad, inclusión y respeto.  Además, estaría bien realizar periódicamente encuestas a los y las trabajadores en las que analizar cómo se encuentran, necesidades que tengan y puntos a mejorar.